Como sacarle el máximo provecho a tu decapador

La pistola de calor también conocida como pistola térmica o de aire caliente es una herramienta muy versátil, algunos la adquieren con la finalidad de decapar y tareas similares pero la realidad es que esta pequeña herramienta tiene una gran variedad de usos que es posible que usted desconozca, por lo tanto veamos en este artículo algunos posibles usos que podemos darle a nuestro decapador o también conocido como pistola de calor y de este modo sacar el máximo provecho de este accesorio.

Retirar materiales de sellado:

Puede que no lo sepas pero con una pistola de calor se hace muy sencillo remover ciertos materiales como por ejemplo la arcilla, masilla, silicona o cualquier otro tipo de material que se utilice como sellado o relleno, calentando estos materiales con nuestra pistola de calor su extracción será una tarea verdaderamente sencilla y rápida.

Retirar suelos de vinilo:

Si estás buscando una herramienta que te ayude a remover fácilmente las moquetas de linóleo o los suelos tipos Sintasol, entonces es aquí donde nuestra pistola de calor nos ayudara a remover de manera fácil y eficaz cualquier loseta vinílicas que tengamos en casa.

Decapador para soldarPara soldar y desoldar metales:

Si eres un aficionado a la electrónica una pistola de calor puede resultar útil ya que la misma se puede usar tanto para soldar algunos componentes o circuitos al mismo tiempo que también sirve para desoldar componentes electrónicos, solo es necesario ajustar la temperatura necesaria y listo, eficaz para reemplazar un soldador de estaño convencional en la mayoría de los casos.
También te será útil en algunas soldaduras de estaño sobre cobre.

Evitar que las cuerdas se deshilachen:

Si aplicamos calor sobre las puntas de las cuerdas que estén hechas de algún material sintetico podremos evitar que estas se deshilachen, también podemos usar la pistola de calor sobre telas hechas de materiales sintéticos.

Retirar pegatinas y vinilos:

Si tienes algún tipo de soporte adhesivo bien sea en la nevera o en el automóvil removerlo es tarea fácil con una pistola de calor, solo debemos ajustar un poco la temperatura y calentar el adhesivo para que de este modo se pueda remover de manera sencilla y sobre todo sin dejar ningún residuo o manchas en la zona en la que se encontraban adheridos.

Secar pintura y materiales

Irónicamente uno de los usos principales de la pistola de calor es remover el barniz y pintura de la madera, pero también podemos emplearla para el secado rápido de la pintura, yeso, mortero y escayola. Esto es muy útil cuando tenemos que aplicar varias capas de pintura ya que reducimos los tiempos de espera

Encerar la madera y tablas de snow / ski

Si queremos usar la pistola de calor para encerar la madera podemos hacerlo, para ellos basta con aplicar la cera en la madera y comenzar a aplicar el calor con la pistola de modo que la cera se vaya extendiendo, la ventaja de usar la pistola en esta labor es que logramos que la cera penetre en la madera, lo que se traduce en una mayor protección y brillo una vez que la misma se encuentre totalmente pulida.

Aflojar tornillos oxidados.

Si ve complicado remover esos tornillos oxidados de ciertas superficies, entonces podemos aplicar calor sobre ellos valiéndonos de la pistola térmica, esto nos permitirá desenroscar cualquier tornillo de una manera más simple y práctica.

Como podemos notar la pistola de calor es una herramienta versátil que puede ser empleada para una infinidad de cosas, adquirir una sin duda alguna será una buena inversión, sobre todo si suele realizar trabajos de carpintería y pintura, además te invitamos a compartir con nosotros que otros usos has encontrado darle a tu pistola de calor.

Si todavía no cuentas con un decapador en tu caja de herramientas a que estás esperando para hacerte con el tuyo? Descubre los diferentes modelos disponibles en Ferretería Rinxela

Comparte en redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *