EL CÉSPED EN PRIMAVERA

Con la llegada de la primavera es el momento de empezar a poner a punto nuestro jardín para lograr más adelante una gran alfombra verde de césped sano y uniforme.

El césped natural es un ser vivo y como tal necesita unos cuidados y mantenimiento adecuados que realizados de la manera correcta nos permitirá tener un césped en perfecto estado.

Para el mantenimiento del césped en primavera hay  varias tareas fundamentales: aireado, escarificado, recebado, resiembra, abonado y riego, entre otras. Todas estas son clave para asegurar el éxito de nuestro césped.

  1. AIREADO

El aireado consiste en pinchar la tierra para que se oxigene. Con el tiempo, el césped acaba compactándose, lo que impide a las raíces crecer en condiciones óptimas y recibir el agua que necesitan.

Esta tarea  intenta compensar la compactación extrayendo pequeños terrones del suelo. Para llevarlo a cabo tienes herramientas como la horca de mano de 4-6 púas, la horca de mano con púas huecas o máquinas aireadoras profesionales (sacabocados).

  1. ESCARIFICADO

escarificador-cesped
El escarificado consiste en «arañar» superficialmente el terreno para eliminar todo lo posible el fieltro; capa fina de 1 o 2 cm de espesor que se forma en la superficie del césped. Es una masilla formada por tierra, restos de raíces y de hojas que se han ido acumulando ahí. Al ser bastante impermeable, impide que pase bien hacia las raíces el agua, los abonos y el aire favoreciendo la aparición de hongos y plagas.

Puedes hacerlo manualmente usando un rastrillo en superficies pequeñas, o utilizando una máquina escarificadora para zonas más extensas.

Es muy conveniente realizar todos los años un escarificado en primavera.

  1. RECEBADO

Una vez hecho ya sea un escarificado o un aireado, es conveniente aportar fertilizantes químicos o hacer un recebo. Será una mejora para el suelo que el césped agradecerá con seguridad.

El recebado consiste en un material compuesto por arena de sílice y materia orgánica que se le añade al césped  y favorece el desarrollo de nuevas raíces.

  1. RESIEMBRA

En ocasiones surgen calvas en el césped, donde deberás resembrar. Antes de hacerlo debes mejorar la zona donde se ha producido esa calva. Una de las mejores épocas para hacerlo es el inicio de la primavera. Puedes aprovechar las labores de recebo para resembrar.

  1. ABONADO

El abonado también es una parte importante del mantenimiento del césped en primavera, ya que en esta época es cuando el césped tiene mayor demanda de nutrientes.

El Nitrógeno es el componente clave para la nutrición del césped, por lo que recomendamos los abonos de liberación lenta, ya que aseguran una nutrición ajustada a las necesidades del césped. Otra opción es utilizar mantillo como abono, que además mejora la estructura y la actividad microbiana del suelo.

En otoño y verano, para prepararlo para el estrés de temperaturas (altas y bajas), es mejor utilizar un fertilizante potásico, y para la siembra, uno rico en fósforo.

  1. RIEGO

Sistema_riego_jardinEl riego es otro de los factores decisivos para tener un césped de calidad. Este debe hacerse en función del tipo de hierba y para su correcta utilización tendremos que considerar aspectos como el volumen de agua a aportar, la frecuencia del riego, hora del día apropiada, modos de regar (con manguera o automatizado), etc.

Para un uso eficaz del agua, en épocas de calor no riegues en las horas centrales del día, no solo para evitar la pérdida por evaporación sino también para proteger las hojas de las quemaduras.

Recuerda que los riegos más abundantes y espaciados incentivan la profundización de las raíces y, por tanto, una mayor resistencia a la sequía.

Con estos consejos para el mantenimiento de césped en primavera, no tiene que tener ningún problema con su césped de cara al verano.

Esperamos que este artículo te sirva de ayuda. Si te parece interesante compártelo con tus amistades y síguenos en Facebook, Twitter, Youtube

Comparte en redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *